Un vestuario de cine

The artist, ganadora de 5 Oscars y 3 Globos de Oro entre otros premios, ha sido probablemente una de las películas que más ha sorprendido en los últimos años quizás por la ausencia de los efectos especiales, la ausencia del color, la ausencia de la actualidad o  la ausencia del sonido… Carencias absorbidas por una banda sonora impecable, una estética grandiosa y unos actores capaces de transmitir todo tipo de sensaciones con unos gestos espléndidos.

Pero sin duda, la estrella de cine de todo el conjunto cinematográfico es el vestuario de Peppy Miller diseñado por Mark Bridges que nos remonta a la década de finales de los 20 y principios de los 30, donde la mujer empieza a pronunciarse con su forma de vestir.

Conforme nos adentramos en el filme y cambiamos de década vemos cómo la señorita Miller cambia de estilo. Pues además de que se ha convertido en una estrella y su poder adquisitivo ha evolucionado, los años 30 dan un giro de estilo con respecto a los años 20, donde los vestidos anchos, cómodos y prácticos, los flecos y las lentejuelas protagonizaban a la mujer más chic. En cambio a principio de los 30 empieza a predominar la silueta femenina con vestidos más entallados y sofisticados.

Y los complementos, ¡estupendos! Aparecieron los sombreros, los guantes y los turbantes y diademas a veces de un único material y otras recargados con lazos y pasamanería brillante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s